La mentira del polideportivo y el dinero sucio de la Fundación.

Se acercan las elecciones y la máquina propagandistica del partido que gobierna el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre se engrasa.  Se inaugura la temporada de los anuncios megalomanos, las infografias resultonas y la batería de reasfaltados e inauguraciones. Nada nuevo bajo el sol, ni siquiera la reaparición de la Fundación de las Canteras en el escenario local.

Para los no iniciados en el conflicto y en la história de la Fundación os remito a cualquiera de los articulos que vengo publicando desde 2010, en distintos medios y en mi blog.

Por resumir, tras uno de los mayores atentados ambientales de Andalucía, la explotación ilegal de las Canteras de la Sierra de Mijas en nuestro pueblo, las mismas empresas mineras condenadas por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en 2005 al carecer de licencia municipal de actividad, acordaron con el Ayuntamiento, los sindicatos y la Junta un Plan de Restauración de las canteras y unos “acuerdos marco” para compensar por el daño realizado a nuestra Sierra y a la economía local. Entre esos acuerdos estaba la creación de una Fundación, financiada por los canteros y por el propio Ayuntamiento, para realizar una serie de actuaciones concretas y obras sociales en nuestro pueblo.

Y todo fué una gran mentira.

El plan de restauración solo sirvió para que las empresas pudiesen seguir extrayendo y vendiendo árido de las canteras cerradas, bajo la excusa de una restauración planificada a 7 años que se abandonó concluido el plazo con menos de un 15% del monte mal restaurado.

La Fundación sirvió para colocar como gerente a un excargo de confianza del Alcalde, padre de la concejal de Medioambiente y para suplantar funciones municipales como la concesión de ayudas y subvenciones, sin la menor transparencia ni dación de cuentas a la sociedad ni a los grupos de la oposición, que tras mucho presionar solo conseguimos que el Alcalde, gracias a su mayoría absoluta, modificara hasta en dos ocasiones los estatutos y acuerdos con la Fundación que aun preside para convertirla en privada, eludiendo así la fiscalización municipal.

¿Y los compromisos contenidos en el “acuerdo marco”? (*)

Otra mentira.

La práctica totalidad de las obras y actuaciones comprometidas no se han realizado y la Fundación se ha dedicado en estos años a repartir subvenciones y ayudas y a co-patrocinar eventos y paellas, ademas de mantener el sueldo de su gerente colocado a dedo por el Alcalde, en un lamentable ejercicio de marketing político y empresarial que solo pretende teñir de verde y de “social” una vergonzosa actuación pública y privada cuyas consecuencias sufrimos y sufriremos durante mucho tiempo.

Ni rastro de la plantación de 16.000 arboles adicionales a los necesarios en la restauración de las canteras. Ni rastro de las 25 viviendas de VPO que iban a construir, ni de la cesión de terrenos al Ayuntamiento para un parque tematico ambiental, ni rastro de la construcción del geriatrico, ni rastro de las obras de pantalla acustica a las urbanizaciones mas cernaca,  ni de la bolsa de empleo para la restauración… Nada.

Y como ya he explicado, ni rastro de la restauración de la Sierra.

Por eso no cuela, ni debemos aceptar las mentiras ni la propaganda alrededor del reciente anuncio de construcción del Pabellon polideportivo en la urbanización Pinos de Alhaurín por parte de la Fundación.

Y mentiras hay unas pocas:

El propio acuerdo marco indicaba que esa construcción y todas las incluidas en le acuerdo , (las teneis al final de este articulo), debían realizarse por el Ayuntamiento con el dinero que las empresas debian ingresar anualmente, no por la Fundación, que por otra parte tenía que haber desaparecido hace tiempo al acabar el plazo de restauración y el paripé de las denuncias cruzadas para ampliar los plazos de pago a las empresas. De hecho, la partida económica para la construcción del Pabellón ya aparecía en los presupuestos de 2012, y el propio alcalde la eliminó en un pleno, anunciando que el pabellon de Pinos de Alhaurín no iba a realizarse porque los vecinos habian pedido que en su defecto, se construyesen las pistas de Padel, que de hecho se construyeron en 2013 junto al centro social de la urbanización.

Es decir, que si hubiese algo de cierto y verdad en esto del acuerdo marco, la compensación al pueblo de Alhaurín y a los vecinos de Pinos en forma de pabellón deportivo, estaría ya realizada, por el cambio que en su momento se hizo con las pistas de padel.

Pero no, no hay casi nada cierto ni verdadero en todo lo que rodea a la Fundación y a las Canteras, mas alla de la terrible huella en nuestra Sierra de la actividad ilegal de estas empresas,  y el perfil bajo y tolerante de nuestro Ayuntamiento ante las irregularidades que, no solo han destrozado de manera casi irreversible nuestro entorno natural, sino que han puesto en riesgo y peligro nuestra salud, como demuestran los elevados índices de enfermedades respiratorias en estudios epidemiológicos tan serios como los del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III que sitúa a nuestra comarca por encima de la media nacional en cáncer de pulmón y colonorectal, ambas enfermedades relacionadas con la calidad del aire inspirado.

Y como anuncios asi es lo que nos espera hasta las próximas elecciones, algunos seguiremos recordandolo, incansablemente, cada vez que parezca la Fundación con una de sus campañas, para impedir que se olvide el relato de los que conocen la historia completa, que otros pretenden enterrar en supuestas obras sociales y obsequios al pueblo de Alhaurín.

Recordaremos que estas obras se hacen con un dinero que una sentencia en firme dice que no les pertenece, que nunca compensará el daño y que es una migaja en comparación con sus beneficios ilegalmente obtenidos durante años.

Dinero y obras, que como la Fundación y sus campañas de greenwashing estaran siempre sucios, manchados de polvo de las canteras. Y en este caso de mentiras.

Juan Manuel Mancebo Fuertes

es concejal y coportavoz de Electores EQUO (Alhaurín Despierta) en el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre.

(*) ANEXO I DEL ACUERDO MARCO- MEDIDAS COMPENSATORIAS A FINANCIAR O EJECUTAR POR LAS EMPRESAS AL PUEBLO ALHAURÍN DE LA TORRE.

En compensación a la actividad molesta que supone esta actividad, Ayuntamiento y empresarios acuerdan: la aportación por parte de las empresas de un importe de dos millones de euros al año, de los cuales 1,1 millones de euros anuales serán para financiar las actuaciones que a continuación se detallarán; y el resto, 0,9 millones de euros anuales serán para la Fundación, todo ello sin perjuicio de ulterior liquidación en función del efectivo cumplimiento de plan de etapas.

En el acto de otorgamiento de las licencias se aportarán por las empresas 4.2 millones a cuenta de los importes futuros, a deducir de la liquidación de los primeros ejercicios. De esta cantidad 3.6 millones -que corresponden a la tasa de inspección y control se convertirá en donación si se declarase la invalidez por resolución judicial- se destinarán a financiar las actuaciones que se relatan a continuación, y 0.6 millones de euros se constituirán como aportación mínima de fondos para la Fundación. El Ayuntamiento aportará a dicha Fundación 300.000 € anuales. El Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre, se compromete a derogar la tasa de inspección y control, anteriormente citada, en el plazo más inminente posible.

Actuaciones:

– Reforestación con plantación de 16.000 árboles en las zonas que determine el municipio. Dicha reforestación se hará con independencia de la contenida en el Plan Especial de Restauración y Reforestación.

– En el caso de que la Junta de Andalucía autorizara un taller para la formación ocupacional, los empresarios se comprometen a dotar económicamente capacitación y emplea a 25 personas durante un año.

– Dadas las condiciones de los vecinos de los Pinos de Alhaurín, población más cercana a la zona de las canteras y que llevan soportando durante muchos años la explotación de las mismas, es necesario una compensación a los mismos mediante la construcción de unas instalaciones de Polideportivo cubierto con gimnasio en terrenos municipales y proyecto a realizar por el propio Ayuntamiento.

– La compra de terrenos de la cantera abandonada de Cerro Planchales, y su cesión al municipio para que posteriormente se transforme en parque temático medioambiental.

– Acometer la construcción de 25 PVO de promoción municipal en terrenos municipales donadas al ayuntamiento y destinadas al alquiler a familias y jóvenes con necesidad de residencia.

– Pago de la obra de construcción de un centro geriátrico de 24 horas según proyecto ya elaborado por los servicios municipales y situado en Huerta Nueva.

– Mejora de la carretera de comunicación y encauzamiento del Arroyo del Pinar en su tramo situado al sur de A-366.

– Senda forestal peatonal fuera del ámbito de la vía de comunicación de las canteras.

– Creación de una pantalla acústica en la zona de Viñagrande que minimice el ruido del tráfico pesado por la Variante y evite las molestias a los vecinos.

– Creación de una bolsa de trabajo para favorecer el acceso al mercado de trabajo en las explotaciones de vecinos de Alhaurín de la Torre formados en labores de restauración y medioambientales.

– Propiciar la unión de las cuencas mineras de Arroyo el Pinar y Arroyo Blanquillo mediante su estudio técnico que garantice la eliminación del tráfico de camiones por la Travesía.

Rechazar lo que carece de ética y legitimidad. Incluso en Navidad. (Sobre el rechazo de los obsequios de la Fundación de las Canteras)

Estos días hemos devuelto un “obsequio” de la Fundación de las Canteras de Alhaurín de la Torre dirigido a los concejales del grupo municipal al que pertenezco.

Creo que merece la pena detenerse a explicar las razones y sobre todo recordar o dar a conocer a los que no lo sepan que hay detrás de esta organización que se autoapellida “social y medioambiental” que hasta hace poco manejaba fondos públicos y ahora se financia con presupuesto de empresas extractoras condenadas.

Lo que hay detrás, es simplemente uno de los mayores atentados ambientales de Andalucía, la explotación ilegal de las Canteras de la Sierra de Mijas en el término municipal de Alhaurín de la Torre.
Millones de metros cúbicos de monte extraído y comercializado durante décadas por empresas condenadas por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en 2005 al carecer de licencia municipal de actividad. Actividad ilegal conocida y tolerada por el propio Ayuntamiento, que mantuvo y mantiene un perfil bajo y tolerante frente a las irregularidades que, no solo han destrozado de manera casi irreversible el entorno natural de nuestra Sierra, sino que han puesto en riesgo y peligro nuestra salud, como demuestran los elevados índices de enfermedades respiratorias en estudios epidemiológicos tan serios como los del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III se sitúa a nuestra comarca por encima de la media nacional en cáncer de pulmón y colonorectal, ambas enfermedades relacionadas con la calidad del aire inspirado.

Y millones también, pero de euros, son los beneficios que las empresas condenadas han obtenido durante años, algunas de las cuales aparecen subrayadas de fluorescente amarillo en los famosos papeles de Bárcenas como presuntas donantes en B del Partido que gobierna nuestro país, y nuestro Ayuntamiento.

Y como muchos vecinos de Alhaurín desconocen que hay detrás de esa Fundación, que acompaña a nuestro Ayuntamiento en tantos eventos deportivos y sociales en Alhaurín, y por qué no aceptamos sus “detalles” conviene explicarles de donde viene su existencia y su dinero.

 

Resulta que tras la sentencia del TSJA, Ayuntamiento, empresas, sindicatos y Junta acordaron un Plan de Restauración de las Canteras y unos “acuerdos marco” para compensar por el daño realizado a nuestra Sierra y a la economía local y entre esos acuerdos estaba la creación de una Fundación, financiada por los canteros y por el propio Ayuntamiento, para realizar una serie de actuaciones concretas y obras sociales en nuestro pueblo.

Todo fué una gran mentira.

El plan de restauración solo sirvió para que las empresas pudiesen seguir extrayendo y vendiendo árido de las canteras cerradas, bajo la excusa de una restauración planificada a 7 años que se abandonó concluido el plazo con menos de un 15% del monte mal restaurado.

La Fundación sirvió para colocar como gerente a un excargo de confianza del Alcalde, padre de la concejal de Medioambiente y para suplantar funciones municipales como la concesión de ayudas y subvenciones. Todo ello sin la menor transparencia ni dación de cuentas a la sociedad ni a los grupos de la oposición, que tras mucho presionar solo conseguimos que el Alcalde, gracias a su mayoría absoluta, modificara hasta en dos ocasiones los estatutos y acuerdos con la Fundación que aun preside para convertirla en privada, eludiendo así la fiscalización municipal.

De los compromisos contenidos en el “acuerdo marco” tampoco hay ningún rastro.

La práctica mayoría de las obras y actuaciones comprometidas no se han realizado y la Fundación se ha dedicado a repartir subvenciones y ayudas y a co-patrocinar eventos y paellas en un lamentable ejercicio de marketing político y empresarial que solo pretende teñir de verde y de “social” una vergonzosa actuación pública y privada cuyas consecuencias sufrimos y sufriremos durante mucho tiempo.

Así que cuando veáis que algunos colectivos, asociaciones y grupo políticos de Alhaurín renegamos de aparecer relacionados con esta Fundación, entended que no queremos ser participes de este fraude al pueblo de Alhaurín de la Torre, y que muchos de nosotros seguiremos denunciando y trabajando hasta eliminarla y conseguir que se restauren adecuadamente las Canteras de Alhaurín, evitando que nunca mas vuelva a ocurrir algo como lo que, por acción u omisión, ha permitido buena parte del actual equipo de gobierno en nuestro Ayuntamiento.

Porque aquí no vale lo de “Cum finis est licitus, etiam media sunt licita”, (cuando el fin es lícito, también lo son los medios), o como nos ha llegado a nuestro lenguaje cotidiano: El fin justifica los medios.

No.

Por muchas tazas o camisetas que regalen, por muchos cursos o arboles solidarios que patrocinen, por muy loables que sean los beneficiados.

Algunos no vamos a ser participes de algo que carece de toda ética y legitimidad.

Ni en Navidad.

 

Juan Manuel Mancebo Fuertes es concejal y coportavoz de Alhaurín Despierta ( Electores-EQUO) en el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre

 

El Alcalde que puntuaba a mujeres en traje de baño.

Esta navidad Alhaurín de la Torre será escenario del primer Certamen de Belleza ‘Miss Fashion Curvy’, organizado por el Ayuntamiento y dirigido a mujeres con edades comprendidas entre 18 y 30 años que tengan a partir de una talla 44. De hecho mañana mismo comienza el casting en un evento que tendrá lugar en las instalaciones municipales de la finca El Portón.

Hace un mes, cuando tuve conocimiento de esto, envié un mensaje a los portavoces de los grupos políticos y a la responsable municipal de igualdad y hablé con la persona organizadora, una chica Alhaurín ganadora de un certamen nacional de tallas grandes. Les decía, que suponía que estaban organizando esto porque entendían que dar acceso a mujeres con tallas superiores al canon comercial a un concurso de mises era positivo para ellas, pero que estaban en un grave error y que replanteasen el evento que no contaba en absoluto con mi apoyo. Ninguna respuesta.

Hoy a pocas horas del inicio de los “castings de belleza de cuerpos de mujeres con talla por encima de la 44” en la ciudad en la que soy concejal me veo en la obligación de levantar la voz y justificar por qué un Ayuntamiento no debe organizar ni patrocinar este tipo de eventos y por qué este tipo de certámenes hacen un flaco favor a las mujeres y a nuestra sociedad.

En una sociedad que presume de igualdad de género, en un Ayuntamiento que dice defender a las mujeres contra el machismo y a pocos días de la celebración del Día internacional contra la violencia de género no debería tener hueco alguno (y menos organizado por el Ayuntamiento) un certamen de estética rancia y machista que exalta el concepto de la mujer como objeto.

Un certamen de belleza no es una pasarela de moda, donde, lo que se exhibe y valora es la ropa exaltada por las cualidades de las modelos que la portan. En un certamen de mises se puntúa el cuerpo femenino. No hay nada más machista.

Hacer pasear a mujeres y puntuarles el cuerpo las convierte en objetos, cosificándolas y comercializándolas que es lo que siempre ha hecho nuestra sociedad patriarcal que lleva décadas imponiendo estereotipos de belleza y comportamiento a las mujeres colocándolas en una posición subordinada.

Y lo peor es que las propias participantes y buena parte de la sociedad no son conscientes de ello. Porque los tiempos van cambiando y se van incorporando nuevos lenguajes y justificaciones que incluso hablan de estos eventos como oportunidad de empoderamiento de la mujer, aunque el fondo y la estética de estos certámenes siguen siendo casposos y rancios, en cierta forma consiguen confundir presentando la belleza como vía de ascenso en nuestra sociedad por encima de otros méritos.

Supongo que tanto las participantes como sus familiares acuden a estos eventos ilusionadas pensando solo en que es una oportunidad para que sean reconocidas y premiadas con una corona en una sociedad que da pocas oportunidades. Pero las invito a plantearse si participando en algo así que otros han creado, no están aceptando poner la estética por encima de otros valores, perpetuando ideas retrógradas y perjudiciales para el papel de la mujer en el futuro y de alguna forma, interiorizando su propia opresión.

Y da igual que el certamen se dedique a las chicas con tallas grandes, a las más bajitas o a las que tengan el pelo más o menos corto. Un concurso de belleza para mujeres con talla fuera de los cánones comerciales no reivindica su aceptación ni su normalidad en nuestra sociedad sino que las iguala con otras mujeres objeto.

La defensa de la dignidad de la mujer tiene mejores escenarios que un concurso de mises.

No se consigue nada en favor a la aceptación de las mujeres con más talla imitando a otras mujeres con menos talla posando con un traje de baño y buscando la aprobación externa. Como no se conseguiría nada en favor a la igualdad de la mujer limitando las reivindicaciones a poder participar en el ejército o en los partidos de futbol. No os dejéis engañar, el sistema patriarcal no solo nos impone estereotipos de belleza y comportamiento, sino que nos condiciona para que interioricemos el mensaje de que en verdad somos nosotros los que queremos esos estándares.

Las mujeres y los hombres debemos poner todo el esfuerzo en empoderar a la mujer por otras vías, en feminizar la sociedad, porque vosotras sois los mejores agentes de cambio de nuestro futuro.  Nuestra sociedad necesita que las mujeres ocupéis más espacio en la palestra pública, en las universidades, en la política, en las empresas, que podáis poneros la ropa que queráis y sentiros orgullosas de vuestro cuerpo y de vuestra sexualidad, sin necesidad de luciros y competir en un concurso de belleza. Ese es el ejemplo que deben ver para luego seguir nuestros hijos e hijas. Solo así conseguiremos acabar con el machismo, con la desigualdad y hasta con la violencia de género.

Y a los responsables públicos, al Alcalde de mi pueblo, les pido que no sean hipócritas, que no hablen de igualdad y derechos de la mujer y luego ofrezcan el vergonzoso espectáculo de sentarse en una mesa como jurado para puntuar el cuerpo de chicas que pasan en traje de baño por delante de él.

Estamos a tiempo

 

Juan Manuel Mancebo Fuertes es concejal en el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre y miembro y coportavoz de Electores EQUO en la candidatura ciudadana Alhaurín Despierta.

 

 

 

 

 

 

 

 

EQUO Andalucía en la encrucijada verde.

En estos días el partido verde en Andalucia, EQUO, debate su futuro de cara al próximo ciclo electoral y se enfrenta a una histórica decisión, que sin duda, agitará el tablero político regional.

En el anterior articulo de opinión, apuntaba al derecho y necesidad de que EQUO recuperase la denominación “Los Verdes”, legal pero ilegítimamente utilizada en Andalucía por otra fuerza política desde hace años. Este asunto, será junto a la formula electoral bajo la que se presentará a las próximas elecciones y la continuidad en el grupo parlamentario con Podemos, uno de los puntos básicos que militantes y simpatizantes debatirán en la conferencia política que se celebrará en octubre en Sevilla.

Al contrario que a nivel estatal, EQUO Andalucía decidió por mayoria aceptar las condiciones de una negociación con Podemos para integrar en sus listas a candidatos de EQUO en las anteriores elecciones andaluzas, sin que fuesen visibles las siglas ni en campaña ni en papeletas, aceptando la posición que el propio Podemos les otorgaba. De salida ningún representante de EQUO obtuvo representación, aunque poco después la baja de un parlamentario por Málaga permitió a Carmen Molina, obtener su acta de diputada e integrarse en el grupo de Podemos.

En este periodo la visibilidad del trabajo de la organización a nivel institucional ha sido prácticamente nula, los medios no reflejan casi nunca sus propuestas y aportaciones al grupo parlamentario, y la diputada es nombrada, atendiendo a la realidad, como miembro del grupo Podemos. Y lo mas grave es que esa “invisibilidad” parte no solo de los medios, sino del propio grupo parlamentario, cuya comunicación ni reconocer ni menciona, los temas que la organización verde trabaja, como ocurrió con el asunto del amianto o la ley de bienestar animal.

Porque no se trata solo de visibilidad, sino de que la capacidad del partido verde de defender posicionamientos propios o plantear temas e iniciativas, es prácticamente testimonial.  No pocas son las críticas y las decepciones, internas y externas,  por algunos posicionamientos y votaciones que la parlamentaria de EQUO ha mantenido en sintonía con el grupo parlamentario de Podemos, pero en contra de lo que voto su afiliación, por ejemplo en la reciente aprobación de la Ley de los derechos y la atención a las personas con discapacidad de Andalucía, dándose la paradoja de que mientras ella votaba a favor de la ley, oficialmente EQUO mantiene discrepancias con su contenido, y en el exterior el parlamento había compañeros de partido manifestándose en contra.

A nivel local, las circunstancias han sido distintas, en origen se consiguió visibilizar a EQUO en muchas candidaturas de confluencia y se obtuvieron concejales en capitales de provincia y localidades importantes, aunque en cada lugar y en cada caso el tiempo va modificando esa realidad a golpe de rupturas, dimisiones, escisiones y batallas internas de la organización mayoritaria en casi todas de ellas, que como todos sabemos no se presentó con sus siglas, pero que va a rentabilizarlas en las próximas elecciones locales presentándose como Podemos.

En realidad nadie sabe aun lo que va a pasar en el próximo ciclo electoral en Andalucía, aunque es previsible un acuerdo estratégico entre Podemos e IU para confluir a nivel autonómico y repartirse las plazas a nivel local, pensando en Diputaciones y Ayuntamientos. Confluencia, que en votos y vistos los resultados, no corresponde a la suma aritmética de los obtenidos por las partes por separado.

EQUO Andalucía va a decidir si participa en ello o se anima a ofrecer una candidatura en solitario ofreciendo a la ciudadanía una opción diferenciada, que plantea la ecología política como respuesta a los retos de nuestro tiempo y nuestra sociedad.

Atentos a las noticias. En pocos días sabremos lo que las personas que se organizan en torno a este proyecto político y social deciden como la mejor opción para ofrecer al resto de hombres y mujeres de nuestra comunidad. Veremos cuanto valoran las posibilidades de éxito y la coherencia con las ideas. Y tal vez entendamos por que no son lo mismo que otras opciones políticas.

En cualquier caso, estoy seguro de que el propio debate interno y la posible reivindicación de sus siglas, la renuncia a su diputada o la decisión de presentarse a las elecciones en solitario,  están llamadas a ser una autoafirmación como organización a nivel interno y externo, que ayudará, seguro, a su reconocimiento como agente político andaluz, que al menos no volverá a ser considerado un invitado de piedra por el resto.

Juan Manuel Mancebo Fuertes es concejal y coportavoz de Electores EQUO en el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre

 

 

Lo que enseña y deberiamos aprender del atentado de Barcelona.

Tras el horrible y doloroso atentado de Barcelona de la pasada semana pasada intento hacer repaso de lo que hemos aprendido y de lo que deberiamos aprender, temiendo que no va a ser asi.
Vaya por delante la condena del mismo y la solidaridad con afectados, algo que lamentablemente, es necesario dejar por escrito y clarito cuando se analizan estos temas y uno intenta ver mas alla, sin dejarse llevar por el dolor y la rabia olvidando la lógica y la razón.
Ni la mayoria de vosotros, ni yo, por supuesto, tenemos los datos suficientes para analizar las causas del terrorismo global. Y si asi lo hicieramos, siempre sería desde nuestra perspectiva,  por tanto de forma parcial y subjetiva.  Pero siempre es bueno plantear preguntas y confrontar alguna respuesta alternativa a la que medios y opinadores nos presentan.

Leer más

Tu rojo, tu morado, yo verde.

En el año 2000 la empresa British Petroleum (BP) rediseñó su imagen de marca con el lema “Beyond Petroleum” “más allá del petróleo” y convirtió su logo en una bella flor verde con un luminoso sol en el centro, poco después anunció una inversión de mas de 1500 millones de dolares al año en energías alternativas y lanzó una campaña de marketing millonaria a nivel mundial con mensajes e imágenes relacionados con la naturaleza, la familia y la salud.
Todo, las palabras, el logo y el lema impregnaban de “verde” los valores de la empresa, sin embargo la realidad fué otra: La inversión en energías alternativas se centró en una fuente basada en un combustible fósil, también contaminante, pero de amable denominación: el gas natural. BP sigue teniendo más de un 95% de sus inversiones en el petróleo y es una de las empresas mas contaminantes del mundo.
El Greenwashing es una forma de propaganda y marketing para promover que los productos y objetivos de una organización son respetuosos con el medioambiente, siempre con el fin de obtener beneficios. La realidad demuestra que no siempre este marketing responde a la realidad.

Hay que felicitar a todos los partidos políticos que adoptan en su ideario, en su vocabulario y en sus programas las premisas y políticas que los partidos y colectivos verdes llevan años proponiendo y la ciencia y los acontecimientos avalando con hechos.
Que el cambio climático es una realidad y el mas preocupante asunto que nuestra generación deberá afrontar en todos los ámbitos, si queremos que haya futuro para las siguientes, es ya incontestable para la mayoria de los políticos y organizaciones razonablemente cuerdos. ( El caso de Trump, no cumple la premisa para incluirlo en esa mayoria).
Que las medidas en materia de obtención de recursos, energía y migraciones, tienen que contemplar la variable de ambiental, para ser viables y aplicables, es otra situación que también se impone a golpe de realidades, casi siempre al límite de plazo y tras fracasos y errores, pese a las advertencias desde muchos frentes desde hace tiempo.
Que la sostenibilidad tiene que ser transversal a todas las políticas para conseguir avances sociales en derechos, igualdad, integración y un futuro posible y justo, es también algo que pocos cuestionan.
En definitiva, que eso de lo que hablaban los verdes, esos pesados que llevamos años advirtiendo de la necesidad de hablar de desarrollo sostenible, en vez de crecimiento, y de que nos estamos cargando el planeta, ha dejado de ser una hipótesis, para convertirse en una realidad empírica.
La buena noticia es que el resto de formaciones políticas, ya empiezan a asumirlo e incorporarlo a sus propuestas. O no.
Desde hace unas semanas el Partido Socialista Obrero Español, cambia de forma temporal el color de su logo, para teñirlo de verde, como gesto en el día del medioambiente, o al anunciar alguna propuesta relacionada con la protección medioambiental. Ni tan siquiera la reincorporación, de la probablemente mejor ministra de Medioambiente que ha tenido nuestro país a sus filas, es suficiente para pintar de verde lo que los hechos tiñen de negro. Lo del PSOE seguirá siendo Greenwashing, mientras que no cambien sus políticas de apoyo al carbón, o a la Tauromaquia; Mientras que sigan sin demoler el Algarrobico, o sin prohibir los gaseoductos en Doñana. Mientras mantengan a sus enchufados en los consejos de administración de las empresas que bloquean la transformación energética que precisa nuestro país. La práctica de sus políticas demuestra que no son ciertos sus mensajes.
El resto de agentes de la “izquierda política” también usa y abusa de la coloración verde en su comunicación, sin que en la práctica, sus propuestas y medidas se correspondan.
Lo de Izquierda Unida, no es solo Greenwashing, es casi una “apropiación indebida”, al incluir en sus siglas en Andalucía la denominación de “Los Verdes”, y aunque en muchos frentes, sobre todo a nivel local, abanderen reivindicaciones y causas verdes, no renuncian a la receta productivista ni al crecentismo, por mucho ingrediente social que lo condimente.
Y si hablamos de Podemos, por mas círculos de medioambiente y sostenibilidad que trace, su morado no tornará en verde, mientras sigan desaprovechando y menospreciando a EQUO, el único socio que le aporta las bases, el conocimiento y las propuestas necesarias en esta materia en su coalición estatal, algo que si que en honrosas excepciones, han sabido aprovechar en algunas confluencias locales.
Lamentablemente los riesgos se aceleran y los hechos demuestran que por mucho que todos se pinten de verde no es suficiente.
Paradojicamente, ahora, cuando todos hablan de ecología y sostenibilidad, ahora que los mensajes verdes son asumidos por todos, es probablemente, cuando mas necesario sea un partido verde fuerte e independiente que ponga en práctica esas propuestas.
Hoy por hoy los verdes solo hemos ganado el discurso, nos quedan por ganar elecciones.
Juan Manuel Mancebo Fuertes
Concejal y coportavoz de Electores_EQUO (Alhaurín despierta) en Alhaurín de la Torre

Facebook, el concejal 22.

Desde que soy concejal de la oposición uso las redes sociales de forma intensiva como herramienta de trabajo. Raro es el día que no comparta propuestas o iniciativas propias o en apoyo de colectivos y asociaciones de Alhaurín. También críticas y denuncias, que motivos no faltan, aunque esta es la parte que menos me guste.  Y raro es el día en que no lleguen llamadas, mensajes de whatsapp, correo, twitter o Facebook relacionados con preguntas, propuestas y avisos de deficiencias de algún tipo o animales perdidos o abandonados en nuestro pueblo. Esto, sin duda, es una responsabilidad para el que los recibe, una señal de que existe una demanda de canales de alerta y comunicación con el Ayuntamiento y una prueba de que las redes sociales y la tecnología pueden servir para reducir la distancia entre las instituciones y los ciudadanos.

Casi cuatro años después de que pusiéramos en funcionamiento en Facebook el primer Fotodenuncias en Alhaurín, de empezar a retransmitir los plenos por Twitter y contar casi a diario lo que se cuece en el Ayuntamiento a través de las redes, el Alcalde, que me llamaba despectivamente concejal 2.0, cedió. Mandó abrir cuentas suyas y del Ayuntamiento y hasta contrató a quien le ayudase con sus perfiles. En este tiempo el Ayuntamiento ha probado diferentes herramientas: un número de teléfono, una aplicación web, un número de whatsapp y recientemente una App para canalizar los avisos de incidencias en la vía pública, algo que apoyamos y con lo que colaboramos activamente dando difusión y canalizando a través de ellas los casos mas urgentes que siguen llegando por otras vías.

Sin embargo, ninguna aplicación oficial puede ni debe sustituir el legitimo derecho de los ciudadanos a expresar y comunicar a las instituciones y al resto de ciudadanos sus criticas, demandas y aportaciones usando todos los medios a su alcance.  Es ineludible que los que nos gobiernan se adapten a ellas, aceptándolas como parte de las nuevas relaciones con nuestros vecinos como una evolución natural de eso que llamamos Democracia, como la actualización, salvando las distancias, de esas asambleas que en la antigua Grecia reunían en las ágoras a la población para debatir y tomar decisiones que afectaban a todos. Ejemplos como el Ayuntamiento de Jun, donde la participación directa y vinculante de la ciudadanía a través de redes sociales es la autentica forma de gobierno, deben hacer reflexionar a quienes aun se oponen o muestran recelos al uso de la tecnología. Probablemente este rechazo a la tecnología oculte otro rechazo mas preocupante a la propia participación ciudadana ya que convertir Internet y las redes en las nuevas ágoras virtuales donde todos quepan adelgaza el poder “representativo” de los “electos” en favor de un autentico poder “participativo y directo” de los ciudadanos.

En el caso concreto de Alhaurín, la paulatina puesta en funcionamiento de estas herramientas tecnológicas de carácter oficial ha provocado que el numero de avisos y fotodenuncias de temas relacionados con la via pública y el mantenimiento de los servicios descienda y que cada vez mas, se llenen estos grupos y redes de asuntos relacionados con animales perdidos, abandonados o maltratados. Esto es síntoma de que afortunadamente está empezando a funcionar el sistema de avisos oficial , pero tambien de que existe una reclamación ciudadana en materia de convivencia con los animales que no encuentra canal oficial y se busca otras vías alternativas.

Alhaurín de la Torre tiene una asignatura pendiente en esta materia y existe una demanda social insatisfecha, algo a lo que, por el momento, no es sensible el equipo de gobierno municipal. O tal vez sea aun peor.

Recientemente hemos vivido una caso que ha puesto de manifiesto esta realidad y que debe servirnos para aprender y reflexionar. Uno de tantos casos, que denunciaba un posible maltrato animal inundó los grupos y redes sociales de alcance local y hasta llegó a trascender a los medios de comunicación de alcance provincial.

En principio era un aviso como tantos otros que suelen llegar, pero con algo en especial. Existía una prueba. Un vecino grabó un vídeo en el que un perro estaba atado a una cadena en una propiedad privada y sufría lesiones y heridas evidentes en el cuello provocadas por un collar metálico de castigo. El vecino, que nos pedía permanecer en el anonimato, decía haber puesto en conocimiento de la policía local el asunto varios días atrás y que esta se negaba a recibir la denuncia, indicando que debía presentarla en otro cuerpo de seguridad del estado. Solo cuando el video-prueba difundido en las redes sociales causó cierto revuelo y presión social la policía local acudió al lugar para verificar lo denunciado.

Si bien es cierto que la policía local no tiene competencias en delitos que pudieran derivar en responsabilidad penal, no es el primer caso en el que se responde a este tipo de avisos desviando a los denunciantes a la Guardia Civil y no llegan a tramitarse ni tan siquiera los expedientes de denuncia administrativa, algo que si es obligación y competencia de la policía local ya que aunque Alhaurín de la Torre carece de ordenanza municipal de protección animal ( algo que venimos reclamando desde hace ya 4 años), tanto la ley autonómica como la estatal contemplan la obligatoriedad de garantizar la protección y el bienestar de los animales y sancionan a quienes las incumplan.

A tenor de la respuesta del concejal responsable de la Policía Local en el último pleno, la inacción inicial de los agentes, parece responder a unas instrucciones expresas del Ayuntamiento de que no se cursen este tipo de denuncias, pese a lo cual, es de justicia reconocer que muchos de los agentes son especialmente sensibles a este tema y colaboran dentro y fuera de su horario laboral con protectoras y asociaciones en casos relacionados con perdidas y maltrato animal.

Pero si grave es esta forma de proceder, lo que ocurrió después, en este caso concreto, vino a sumar mas despropósitos y a evidenciar mas fallos en el procedimiento que el Ayuntamiento dicta a los agentes de policía. En este y otros casos en los que se ha incluso trasladado a un animal encontrado a las dependencias municipales se ha rechazado el decomiso o custodia del animal con la excusa de que a determinadas horas el servicio de recogida no ofrece el servicio algo que es absolutamente incierto ya que el Ayuntamiento tiene contratado un servicio externo de recogida y custodia de animales que tiene la obligación de atender estos casos las 24 horas del día. Servicio que, por otra parte, supone el sacrificio de cientos de perros y gatos cada año financiado con casi 40.000 euros del presupuesto municipal.

Ante esta situación y la manifiesta insensibilidad del equipo de gobierno ante un problema que afecta a la convivencia de los ciudadanos y los animales, a los que ejercemos la función política como concejales nos toca seguir denunciando, reclamando y proponiendo medidas concretas , entre ellas la elaboración de una ordenanza municipal que encaje estas sensibilidades y los derechos animales en el marco legal y permita a los agentes de la policía local actuar en caso necesario, que fomente mediante acuerdos con las asociaciones la adopción como alternativa al sacrificio de animales sanos y que sustituya la externalización del servicio de retirada de animales por un albergue municipal.

Al resto de quienes piensen que esto debe arreglarse para evitar que vuelvan a suceder casos como los que ocurren cada día, les corresponde hacer lo que lamentablemente parece ser la única via de cambiar las decisiones de ciertos políticos, ejercer de ciudadanía activa y grupo de presión, votando cuando toque y alimentando las herramientas que la tecnología pone a nuestro alcance para hacer llegar a los que nos gobiernan lo que piensan los ciudadanos, nuestros auténticos jefes, los que nos han puesto allí.

Demostrar que, por ahora, Facebook o Twitter pueden ser el concejal 22.

Juan Manuel Mancebo Fuertes es concejal y portavoz de Alhaurin Despierta en el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre y miembro de Electores-EQUO.

www.jmanceb.org www.electores.org

Se vende urbanización. Todo legal e inundable.

El pasado 30 de Diciembre con “festividad y alevosía” entró en vigor via real decreto una modificación del Reglamento del Dominio Público Hidráulico, publicada por el Gobierno en BOE un día antes.  La experiencia en política municipal nos dice que cuando se publican en estas fechas, casi en tiempo de descuento cambios en reglamentos u ordenanzas se consigue ( y probablemente se busca) que pasen desapercibidas, que sus plazos de alegaciones se agoten sin que representantes políticos ni ciudadanos se percaten hasta que ya es demasiado tarde. Asi se han “ejecutado” mas de una subida de impuestos, nombramientos o contrataciones que se han visto librados de la respuesta y polémica que se merecían. Leer más